Soja: ¿Vender o no Vender? Esa es la cuestión

NOTICIAS 19 de octubre de 2020 Por REDACCIÓN
Al menos es la gran pregunta que se hacen los productores. La resolución que reduce las retenciones a la soja y subproductos contribuyó a un aumento de la soja disponible, las aceiteras registraron mayor cantidad de ventas al exterior y se duplicó la cantidad de camiones ingresados a terminales industriales y portuarias. El análisis de Pablo Adreani para La Nación.
descarga

Pasó poco más de una semana desde que el Gobierno publicara en el Boletín Oficial la resolución que reduce las retenciones a la soja y a los subproductos en forma temporal, y el impacto sobre el mercado ha sido inesperado”, dice el consultor Pablo Adreani en su columna semanal para La Nación.

Recuerda el consultor que con esta medida el sector aceitero cuenta con una mayor capacidad de pago, lo que implica que puede pagar más por la soja de los productores. “Pero también hay que destacar que el efecto sequía en Brasil impacto en la suba de Chicago en estas últimas dos semanas”, remarca.

El mercado se pregunta si la estrategia del Gobierno tuvo el efecto deseado, que se liquiden más dólares de parte de los exportadores, y si el productor vendió parte de su soja que tiene en su poder.

Aumento de la soja disponible
El primer impacto sobre el mercado fue el aumento en el precio de la soja disponible, que pasó de los 294 dólares por tonelada de principios de octubre a los 320 dólares a los que se llegó a negociar anteayer (viernes 16).

Una suba en el precio de la soja disponible de 26 dólares por tonelada que Adreani atribuye en partes iguales a la baja de retenciones y a la suba de Chicago por la seca en Brasil.

Otros indicadores
Además del aumento en el precio de la soja hay un par de indicadores que comprueban el éxito, al menos transitorio, de la medida implementada por el Gobierno.

El primer indicador es la cantidad de aceite de soja y de harina de soja, vía Declaraciones Juradas de Ventas al Exterior (DJVE), registradas por las aceiteras. En apenas seis días hábiles los miembros de Ciara-CEC registraron 1.185.000 toneladas de harina de soja, cifra equivalente al 88% del total registrado durante todo septiembre.

Y en el caso del aceite de soja las DJVE acumuladas entre el 6 y el 14 de octubre fue de 303.975 toneladas, comparadas con las declaraciones de todo el mes de septiembre, de 224.548 toneladas.

En apenas seis días hábiles de la primera semana de octubre se registraron un 35% más toneladas de aceite que durante todo el mes pasado.

En términos de ingreso de divisas, considerando los registros de aceites y harinas de soja, se llega a un total aproximado de 720 millones de dólares que van a ingresar en el circuito financiero, conforme se van cerrando los contratos de venta.

El doble de camiones
El otro indicador es el ingreso de camiones de soja en las plantas procesadoras y exportadoras localizadas en los puertos de “upriver”.

Informa el consultor –fundador de GuruMarket- que de acuerdo a la empresa Agroentregas SA, dedicada al recibo de granos, hubo un fuerte incremento en la cantidad de camiones llegados a las terminales portuarias.

ntre el periodo 6 y el 14 del actual ingresaron en las terminales portuarias 16.787 camiones con soja, equivalentes a 540.000 toneladas, mientras que durante la semana anterior habían ingresado 8517 camiones. En concreto, se duplicó el ingreso de camiones, nada menos que el 100% de aumento.

Ingreso de divisas
En cuanto al ingreso de divisas proyectado, con esta medida anunciada por el Gobierno, y si el productor responde con la lógica económica y vende su soja antes de la caída del mercado, los exportadores podrían liquidar en el último trimestre del año una cifra equivalente a 4500 millones de dólares, pudiendo colaborar en la recuperación de divisas al Banco Central.

“Hay que destacar que el mercado de soja ya está mostrando una caída entre el precio de la soja disponible, de 320 dólares por tonelada, y el valor de la oleaginosa de la nueva cosecha, posición mayo 2021 en el Matba Rofex, de 275 dólares”, dice Adreani.

¿Qué hacer? ¿Vender o no vender?
El mercado consolida un “inverse” (baja) de 45 dólares. Estamos ante la historia de la baja anunciada y el productor tiene que decidir qué hacer, vender soja ahora y quedarse con los pesos o esperar a vender más adelante.

Si espera para vender más adelante corre el riesgo que el mercado baje y si vende corre el riesgo de los quedarse con pesos.

Algunos productores les tienen más miedo a los pesos que a la baja de 45 dólares en el valor de la soja. Entonces, la respuesta a este dilema es buscar dónde colocar los pesos y no tomar la opción de perder los 45 dólares por tonelada.

Te puede interesar